La piel dorada

La-piel-doradaLa piel dorada. Carla Montero. Plaza & Janés.

Carla Montero (Madrid, 1973): Comencé mi carrera literaria con la novela Una dama en juego (DeBolsillo, 2012), que obtuvo el Premio Círculo de Lectores de Novela en el año 2009. Después, me adentré en el mundo del expolio nazi de obras de arte con la novela La Tabla Esmeralda (Plaza & Janés, 2012; DeBolsillo 2013), una historia que ha conquistado a miles de lectores en España y ha sido traducida a varios idiomas. Mi tercera novela, La piel dorada, nació frente a un cuadro en el Museo del Prado y ante la mirada llena de secretos de una modelo desde el lienzo. Con esta historia he querido explorar una figura tan desconocida como fascinante, la de la modelo de arte: ¿quién era?, ¿por qué posaba desnuda?, ¿por qué vivía al límite de la moralidad de su época?, ¿cuáles eran sus sueños?… Escribirla ha sido un viaje maravilloso: emocionante, revelador y aleccionador. Ahora, estoy deseando compartir con mis lectores tales sensaciones a través de la historia de Inés, una mujer muy especial.

Facebook: Carla.Montero.Oficial
Twitter: @CarlaMonteroM
Web: carlamontero.com

Sinopsis:

En 1904 tienen lugar en Viena una serie de asesinatos que conmocionan a la inestable sociedad del imperio. Todas las víctimas son modelos de artistas, mujeres jóvenes y hermosas, de dudosa reputación, que pertenecen a La maison des manequins, una organización creada por la amante y musa de uno de los pintores más afamados de la ciudad: la bella y enigmática Inés.
De la noche a la mañana, Inés se convertirá en la principal sospechosa de los asesinatos. Pero no es la única. El detective Karl Sehlackman se adentrará en la vida de lujo y arte de la Viena de Fin-de-Siècle y en los bajos fondos de un imperio decadente con la intención de desentrañar el caso más difícil de su carrera policial, ya que los principales sospechosos son su gran amigo de la infancia, el príncipe Hugo von Ebenthal, y la mujer de la que se ha enamorado irremediablemente…

Una trepidante y arrebatadora historia que tiene como protagonista a una misteriosa joven que nos descubre, con su carácter adelantado a su tiempo, el fascinante mundo de las modelos de arte de principios del siglo XX. Pero, sobre todo, una mujer que con su cuerpo y su rostro inspiró a quienes la conocieron. Una mujer de la que todos los hombres anhelaron conquistar la piel pero sólo uno llegó a desnudar el alma.

Reseña:

La nueva novela de Carla Montero se encuentra ambientada en la Viena de principios del s. XX.  Lejos de los clichés típicos de la ciudad de los grandes palacios o de las influencias musicales o intelectuales a los que estamos acostumbrados, la autora nos presenta una Viena oscura, acuciada por una criminalidad altísima (desconocía ese dato), así como inmersa en una profunda crisis económica que generaba numerosos problemas sociales y marginales como son la prostitución y las drogas. Una Viena decadente que escondía secretos sombríos y lóbregos aunque igualmente, también una Viena de grandes genios como Klimt o Freud, a los que en el libro se hace referencia. Pero los verdaderos protagonistas de este libro, La piel dorada, son las modelos de los pintores: mujeres en su mayoría de clase trabajadora o prostitutas que sirvieron posando para los grandes artistas y donde un asesino serial, está acabando con ellas de forma cruel y despiadada.

El libro está narrado a tres voces: Una voz en primera persona del inspector Karl Sehlackman de la Polizeidirektion en Viena. Otra voz, un narrador omnisciente que nos irá explicarando la ambientación y el desarrollo de la novela y, por último, y tambien en primera persona, la voz del asesino. Y por cierto: una voz muy creíble que nos ha gustado especialmente.

Quizás la primera mitad del libro pueda parecer que adolece de cierta agilidad pero es necesaria esta puesta en escena para conocer a todos los personajes, son diversos, y para una ambientación muy detallada de la época y de la sociedad vienesa. Descripción muy bien enmarcada y que cuadra perfectamente con la trama.

La narrativa, aquí, de Carla Montero, a diferencia de la Tabla esmeralda, es una narrativa más íntima. El dolor y sufrimiento de los protagonistas queda reflejado a la perfección: una angustia, incluida la del propio asesino, que no nos abandonará en todo el libro y donde encontraremos oraciones muy hondas que son verdaderas joyas. Pero no sólo encontaremos sufrimiento: el libro, compuesto por un prólogo, dieciséis capítulos y un epílogo, también dispone de escenas muy hermosas que confieren más sensibilidad y belleza a la historia de estas mujeres desconocidas, musas de grandes pintores y en especial la de Inés, la gran protagonista de la novela y del título de la misma.

Su silueta oscura se recortaba sobre el agua refulgente en un poderoso contraluz y el sol cuajaba de diamantes su cabello de melaza. Halos, destellos, reflejos, rayos y brillos la envolvían; la escena entera era una explosión de luz.

La piel dorada es un buen libro que compré en Sant Jordi en su segunda edición (¡salió el 4 de abril!). Carla Montero ha hecho un excelente trabajo de investigación, ambientación y hasta ha sabido ponerse en la piel de un asesino. Libro muy visual y muy elaborado.

Share on Facebook4Share on Google+0Pin on Pinterest1Email this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *