Mr. Holmes

Mr-HolmesMr. Holmes. Mitch Cullin. Roca Editorial.

Mitch Cullin nació en 1968 en Santa Fe, Estados Unidos. Fue alumno de la Universidad de Houston, donde asistió a clases de escritura creativa imartidas por Mary Gaitskill. Junto con autores como Salman Rushdie y Amy Tan es co fundador de la página web Red Room, dedicada a la promoción de la escritura y sin ánimo de lucro.
Es autor de seis novelas entre las que se encuentra, Tideland, que fue llevada al cine por Terry Gilliam. Ha vidido en Tokyo y en la actualidad reside en Arcadia, California.

Sinopsis:

Estamos en 1947. Sherlock Holmes se retiró de su labor como investigador hace ya mucho tiempo y ahora es un anciano de noventa y tres años. Vive en una granja remota, en Sussex, con su ama de llaves y el joven hijo de esta. Cada día atiende a sus abejas, escribe en su diario y se da cuenta de que va perdiendo facultades. Aunque siguen proponiéndole que investigue algunos extraños casos, él está tan alejado de esa vida que no quiere ni escucharlos. Se ha convertido en un hombre gruñón y encerrado en los recuerdos.
A través de esos recuerdos llega a un momento de su vida en que tiene que plantearse preguntas que, tal vez, ni él mismo sabía que tenía que resolver, y reflexionará sobre la vida, el amor, los límites de las habilidades mentales y sobre la muerte: la suya propia y la de aquellos que le rodean.
Mr. Holmes es una recreación excepcional de los últimos años del detective más conocido del mundo y una novela arrolladora sobre los misterios de las relaciones humanas.

Reseña:

¿Qué es lo último que sabíamos hasta ahora del Sherlock Holmes ‘oficial’, el creado por Artur Conan Doyle? Que se había retirado a la campiña inglesa, en Sussex, para dedicarse a la apicultura y a estudiar filosofía y, cómo no, para resolver algún que otro caso. (El último relato donde apareció Holmes fue en 1927 en Shoscombe Old Place, integrado en El archivo de Sherlock Holmes, conjunto de cuentos breves de este detective del intelecto).

Y así lo dejó Doyle, en  su granja de Sussex, disfrutando de sus abejas, de la campiña y de los acantilados de la costa inglesa. A partir de aquí, gracias a numerosos pastiches algunos muy serios y bien escritos comoTeaser_Mr_Holmes los de Enrique Jardiel Poncela, Carlos Pujol o Juan Ramón Biedma, por poner algún ejemplo, los amantes de este personaje de ficción que tanto fervor popular ha causado y que sigue causando -gracias también a las últimas y excelentes series de la televisión-, ha tenido continuidad y protagonismo. Ahora, desde el 19 de febrero de este año, ha regresado de nuevo de la mano de Mitch Cullin, con el libro Mr. Holmes.

La novela nos habla, y nos recrea, la posible vida de un Sherlock Holmes en 1947, nonagenario: perdido en sus recuerdos, con lagunas mentales y muy introspectivo. Un hombre que se duerme en cualquier lugar, que no recuerda qué ha hecho en el último minuto y con una movilidad reducida acorde a su edad.

Se ha tildado mucho de lenta a esta novela y ya se está comentando lo mismo sobre la película antes de su estreno, pero al menos y por ahora, en lo que al libro se refiere, es cierto que la trama adolece de un ritmo lento. También, debo decir, que el enigma es nulo o casi nulo. Pero Mr. Holmes, libro, tiene cosas positivas.

La ambientación es excelente y posee una puesta en escena muy visual. Sin hacer spolier, dispone de unos momentos de tal calidad explicativa que se puede visualizar exactamente el trance igual que si fuera una imagen y, además, de manera magnífica. La narrativa, bajo mi punto de vista, es meritoria. Con una prosa muy cuidada y rica en matices, refleja a la perfección a un hombre en su senectud. La novela, muy respetuosa con el personaje, dispone de flashbacks para darnos a conocer al Holmes que el autor ha moldeado para este libro: un Holmes muy inteligente que es perfectamente consciente de su situación y que, además, le asaltarán unos recuerdos que nos desvelarán alguna novedad sobre su pasado.

Mr. Holmes es una novela que narra la vida de un hombre mítico, de avanzada edad, pero que consigue llegar al lector por esa misma imagen frágil y vulnerable. ¿Novela lenta? Sí, cierto. ¿Sin enigma? También. Aburrida, no. Un libro que ofrece una perspectiva diferente de Sherlock Holmes y, por qué no decirlo, emotiva, con ese egoísmo de los que saben que les queda ya poco tiempo por vivir. Un libro que refleja lo que podría haber sido este personaje años después y de forma honrada.

Share on Facebook4Share on Google+0Pin on Pinterest2Email this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *