Puerto escondido

puerto-escondidoPuerto escondido. María Oruña. Destino.

María Oruña (Vigo, 1976) vive en Galicia aunque es de padre cántabro y desde pequeña visita con frecuencia Cantabria, donde ha ambientado Puerto escondido. Tras trabajar como abogada durante diez años, se tomó un respiro para ser madre y escribir La mano del arquero (Bubok, 1993) una novela sobre el acoso laboral repleta de contenido jurídico. Ahora ha vuelto a ejercer la abogacía, esta vez por su cuenta, y está trabajando en su tercera novela, que contará con los mismos personajes de Puerto escondido.

Sinopsis:

Oliver, un joven londinense con una peculiar situación familiar y una triste pérdida, hereda una casona colonial, Villa Marina, a pie de playa en el pueblecito costero de Suances, en Cantabria. En las obras de remodelación se descubre en el sótano el cadáver emparedado de un bebé, al que acompaña un objeto que resulta completamente anacrónico. Tras este descubrimiento comienzan a sucederse, de forma vertiginosa, diversos asesinatos en la zona (Suances, Santillana del Mar, Santander, Comillas), que, unidos a los insólitos resultados forenses de los cadáveres, ponen en jaque a la Sección de Investigación de la Guardia Civil y al propio Oliver, que inicia un denso viaje personal y una carrera a contrarreloj para descubrir al asesino.

Reseña:

Dicen que no hay secreto que el tiempo no desvele y esto es precisamente lo que ocurre en Puerto escondido, la nueva novela de María Oruña: un thriller que destapa un misterio del pasado y que reúne el suspense y la investigación policial para mostrar a una nueva escritora con recursos y que además escribe la mar de bien.

Olivier Gordon, un joven inglés con ascendencia española, hereda una casa -Villa Marina-, en el pueblo costero de Suances, Cantabria. Con la intención de remodelar la finca para convertirla en hotel, se descubrirá, al derribar las paredes del sótano, el cadáver de un bebé momificado y, acompañando a éste, una extraña figura totalmente fuera de lugar. Curiosamente, a partir de este hallazgo, empezarán a sucederse unas extrañas muertes por asesinato en la zona y todo parece indicar que guardan alguna relación con la aparición del cadáver del niño. La teniente Valentina Redondo de la Guardia Civil, se hará cargo del caso iniciándose así una investigación que se remontará en el tiempo.

Es indudable que hay libros que atraen por diversos motivos y Puerto escondido dispone de varios y uno de ellos es la magnífica ambientación: los paisajes de Santillana del Mar, Comillas, Suances y otras aldeas de Cantabria que aparecen en la novela, están impecablemente descritos y de forma muy visual sin llegar a ser en ningún momento ni didácticos ni tampoco postales turísticas como sucede en otras novelas; el paisaje se integra perfectamente al libro y a la trama como un personaje más, casando a la perfección.

La narración es sólida gracias a que María Oruña organiza su novela en dos espacios temporales con dos registros muy diferenciados y dotándoles de voces y estilos diferentes -excelente trabajo-, que confieren varios momentos de un buen clímax. En uno de esos espacios temporales, un extraño narrador nos hablará directamente explicándonos hechos que sucedieron en el mismo lugar años atrás. Esta voz es un acierto total de la novela ya que es ahí donde se aprecia la capacidad de la autora en adaptarse a lo que nos está contando, utilizando para ello un tono intimista y misterioso que nos mantendrá en vilo. (De hecho, durante la lectura, continuamente desearemos saber más de esa voz sorprendente). En el otro espacio, -cambiando totalmente de registro-,  se nos contará en tercera persona las investigaciones que realizan el equipo de la teniente Redondo e iremos atando cabos a medida que avanza la trama. El enigma, los diversos asesinatos y las indagaciones, irán a buen ritmo y en ningún momento decaerá el argumento. 

Los perfiles de los personajes están bien trabajados. Valentina Redondo, la teniente, -curioso nombre: ¿guiño a la serie de Valentina Negro de Vicente Garrido y Nieves Abarca, y a Dolores Redondo?-, es un personaje creíble así como toda la investigación procedimental. El resto de personajes también son acertados aunque destacando, personalmente, el de Jana.

Si los secretos siempre terminan saliendo a la luz, lo mismo ocurrirá con Puerto escondido de María Oruña. Una nueva autora que ha llegado pisando fuerte para quedarse. Y será muy bien recibida.

Share on Facebook0Share on Google+0Pin on Pinterest1Email this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *