Asesinos sin rostro

asesinos-sin-rostroAsesinos sin rostro.  Henning Mankell. Tusquets Editories.

Henning Mankell (Estocolmo, 1948) es conocido en todo el mundo por su serie de novelas policiacas protagonizadas por Kurt Wallander, traducidas a treinta y siete idiomas, aclamadas por el público, merecedoras de numerosos galardones (como, entre nosotros, el II Premio Pepe Carvalho) y adaptadas al cine y la televisión (entre otros, por el actor Kenneth Branagh). Tusquets Editores ha publicado la serie completa, junto a otras doce obras, entre ellas el thriller titulado El chino. Con Huesos en el jardín se cierran los casos protagonizados por Wallander o relacionados con él: Asesinos sin rostro, Los perros de Riga, La leona blanca, El hombre sonriente, La falsa pista, La quinta mujer, Pisando los talones, Cortafuegos, Antes de que hiele (protagonizado por Linda Wallander), Huesos en el jardín y El hombre inquieto, además del volumen de relatos La pirámide, que recoge las investigaciones del joven Wallander, previas a la serie completa. Con ocasión de la publicación de esta obra, Henning Mankell ha escrito un posfacio en el que narra su relación con el aclamado detective a lo largo de los años.

Sinopsis:

El extraño y cruel asesinato de un matrimonio de ancianos en la campiña sueca revela a Kurt Wallander la cara más oscura de la Suecia moderna.

En este histórico primer encuentro con sus lectores, el inspector Wallander debe resolver un caso casi tan complicado como su vida personal. Mientras procura desenmascarar a los despiadados asesinos de una anciana que ha muerto con la palabra “extranjero” en la boca antes de que los prejuicios raciales latentes en la comunidad desaten una ola de violencia vengadora, Wallander debe enfrentar el abandono de su esposa, la hostilidad de su hija, la demencia senil de su padre y hasta su propio deterioro físico a causa del exceso de alcohol y comida barata y la falta de sueño. Wallander terminarán por hallar la inesperada solución del caso, pero sus problemas familiares no acabarán con este libro. Por no hablar de los de su país, arrojado a una nueva era en la que, como cree el inspector, “la inquietud aumentará bajo el cielo”.

Reseña:

Cuando en 1991 Henning Mankell inició su saga policial del inspector Wallander, ambientada en el frío país sueco, poco podíamos imaginar los lectores de a pié que con él empezaría el boom de la novela negra nórdica y que generaría millones de fans en todo el mundo. Kurt Wallander, policía honesto y sensible al que le gusta la ópera pero desastroso en su vida personal, dio, da y dará horas y horas de lectura y de buenos momentos a muchos seguidores que han visto como el creador del personaje moría demasiado pronto a causa de un cáncer el 5 de octubre de este mismo año. Asesinos sin rostro es la novela con la que se inicia la serie del inspector Wallander -después llegarían hasta once más-, y que se han publicado en su totalidad por Tusquets editores, además de otras novelas y relatos. Henning Mankell -escritor y dramaturgo-,  nunca olvidaría realizar una crítica feroz hacia la sociedad sueca en sus novelas criminales y dicen que el personaje del policía era su alter-ego aunque él siempre lo negó. Comprometido socialmente en diversas causas, Arenas movedizas fue su último libro: unas memorias que el autor sintió necesidad de escribir en el momento de conocer su enfermedad.

En Asesinos sin rostro, una pareja de ancianos que viven en la campiña sueca son cruelmente asesinados. La mujer, antes de morir, masculla la palabra “extranjero”, lo que desatará una ola de violencia xenófoba. Kurt Wallander, recién separado de su esposa, cometerá excesos con el alcohol; su hija no querrá hablar con él y su padre sufre de demencia senil. Todo ello hará que al complicarse su vida personal, tema que su bajo estado anímico entorpezca la investigación.

Éste es un libro entretenido y bien narrado. Con oraciones cortas y precisas y un estilo descriptivo e irónico,  dispondrá de diversas tramas paralelas -casi todas harán referencia a la vida personal de Wallander-, que darán mucho juego a una novela donde se hablará de un tema muy actual y espinoso como es el de los refugiados. No deja de sorprender que el escollo que produce actualmente en Europa la llegada de refugiados a diversos países de la Comunidad Europea, sea un problema que ya viene de muchos años atrás y que poco o nada ha cambiado o mejorado.

El personaje de Wallander está muy bien definido pero dispone, quizás, de mucho peso específico dentro de la trama; tanto es así que en algún momento ésta quedará oscurecida por la fuerza del protagonista pasando a segundo plano la investigación y el entorno; incurriendo en algunos excesos narrativos como los de descubrir al lector las reacciones en el organismo de Wallander el comer ensalada de forma demasiado apresurada, al menos, para quien escribe, es percibido como algo desmesurado.

Asesinos sin rostro es una novela policial donde prima la crítica social, el trabajo de investigación de Kurt Wallander y su vida personal. La puesta en escena de un protagonista que ha enamorado a muchos lectores y ha generado fans incondicionales de Henning Mankell.

Share on Facebook25Share on Google+10Pin on Pinterest10Email this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *