El informe Casabona

El informe Casabona. Sergio Vila-Sanjuán. Destino.

Sergio Vila-Sanjuán, Barcelona 1957, es periodista y novelista. Tras licenciarse en Historia, fue becario Fulbright en la Universidad de Boston. Se dedica al periodismo cultural desde 1977. Ha trabajado como jefe de cultura de El Correo Catalán, redactor-jefe de El Noticiero Universal y desde 1987 en La Vanguardia, donde actualmente coordina el suplemento Cultura/s

Especialista en temas literarios y del mundo del libro, ha estudiado la historia de la edición española en Pasando página. Autores y editores en la España democrática (2003) y distintos aspectos del mundo del libro internacional en El síndrome de Frankfurt (2007) y Código best seller (2011). Reunió una selección de sus artículos en Crónicas culturales (2004). En el año 2010 publicó su primera novela Una heredera de Barcelona. En el 2013, con la segunda, Estaba en el aire, ha ganado el premio Nadal.
Fue comisario del Año del Libro y la Lectura 2005 y es miembro de la Real Academia de Buenas Letras de Barcelona. En el terreno del arte es autor de la monografía Miquel Barceló (1984) y comisarió las exposiciones Realismo de vanguardia (1997) y Realismo en Cataluña (1999).

Sinopsis

Alejandro Casabona lo ha sido todo en la vida pública española: gran empresario, mecenas y figura política (primero en la lucha antifranquista, después como líder parlamentario durante la Transición). Aún activo e influyente a sus casi noventa años, Casabona fallece de improviso, en circunstancias poco claras, durante una comida de gala en el Palacio Real de Madrid, ante la mirada atónita de los reyes y de su joven tercera esposa.
En su testamento deja un sustancioso legado a un instituto dedicado a fomentar la ética en la empresa. Pero, antes de aceptarlo, la directora del instituto encarga al investigador Víctor Balmoral que indague hasta qué punto Casabona tuvo un comportamiento ético a lo largo de su trayectoria.
¿Fue Casabona un hombre ejemplar o un negociante sin escrúpulos? ¿Sirvió a la política o se sirvió de la política? ¿Qué papel tuvo en la muerte de su esposa? Estos son los interrogantes de una investigación en la que Balmoral se verá mucho más implicado de lo que pensaba. Vila-Sanjuán inaugura con esta novela una serie protagonizada por un periodista que se vuelve investigador gracias a sus conocimientos de los intríngulis de la historia de la ciudad.

Reseña

Nueva novela de Sergio Vila-Sanjuán sobre la extraña muerte —¿quizás asesinato?—, de un prócer de la Transición. Hombre de negocios, filántropo, casado en tres ocasiones y con una vida repleta de bastantes misterios y lagunas, Alejandro Casabona morirá en una recepción, almuerzo incluido, en el Palacio Real en Madrid y delante de los comensales y de los propios Reyes.

Y así se inicia una novela que tendrá mucho de enigma y también de buena narrativa de la mano de su autor Sergio Vila-Sanjuán, al concretar y perfilar a varios personajes a través de una ficción relatada estilo informe. Víctor Balmoral, periodista e investigador, recibirá el encargo de indagar en la vida del mecenas al legar éste en su testamento una cuantiosa cantidad de dinero a un instituto que fomenta la ética empresarial. Dicho instituto desea saber, antes de aceptar la fortuna, si el benefactor fue un hombre con principios éticos para no ir en contra de las propias características del centro. 

La estructura de El informe Casabona no es nueva ya que está compuesta por las entrevistas que realiza el periodista Víctor Balmoral a todos aquellos que tuvieron relación con el fallecido y las transcribe en un informe para el instituto. Desde Wilkie Collins a Eduardo Mendoza, pasando por el reciente Jose C. Vales, ya no es una sorpresa encontrar una organización a modo epistolar o de dossier en una novela aunque el resultado, si está bien ejecutado, luce en todo el conjunto como ocurre con El informe Casabona. Ir conociendo la visión de los allegados sobre otra persona y dotar a cada entrevistado de un perfil diferenciador, enriquece al libro y el lector, además, puede ir jugando y participar en la investigación sobre la personalidad y los secretos del individuo en cuestión y vivir en paralelo la pesquisa.

El libro podría decirse que se encuentra dividido en dos partes: las transcripciones del periodista sobre las entrevistas llevadas a cabo a los hijos, esposas, amigos…, y una segunda a requerimiento del instituto ya que han quedado aspectos poco claros o con huecos por llenar en la vida de Casabona en el dossier preliminar. Y es aquí cuando Sergio Vila-Sanjuán despliega su buen hacer y nos sorprende con una excelente segunda parte donde todo irá tomando un camino que no se vislumbraba para sorpresa del lector.

El informe Casabona es una buena novela con una narrativa de calidad y, además, con una intriga que se adentrará en varios episodios de este país como es el de la Guerra Civil o la Transición y que nos dará una visión de la ética un tanto singular no exenta de ironía. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *