Pájaros quemados

Pájaros-quemadosPájaros quemados. Juan Bas. Editorial Alrevés.

Juan Bas  (Bilbao, 1959). Fue guionista de radionovelas de humor, cómic (El Víbora, Cimoc…) y numerosas series de televisión (Farmacia de guardia, Turno de oficio…). Ha publicado, entre otros libros, los volúmenes de relatos Páginas ocultas de la historia (1999), escrito con Fernando Marías, y La taberna de los 3 monos y otros cuentos alrededor del póquer (2000). Las novelas El oro de los carlistas (2001), Alacranes en su tinta (2002), La cuenta atrás (2004), Voracidad (2006), Premio Euskadi de Literatura 2007, y Ostras para Dimitri (2012). Es autor también de los inclasificables Tratado sobre la resaca (2003) y La resaca del amor (2009). Y de la compilación de artículos de prensa El número de tontos (2007). Ha sido traducido al francés, alemán, italiano, ruso, búlgaro, noruego y euskera. Es columnista de opinión en el diario El Correo y otros periódicos de Vocento. Dirige desde 2010 el Festival Internacional de Literatura y Arte con Humor Ja! Bilbao.

Sinopsis:

El Guapo y Don Calores, conocidos también como Los Pájaros, dos delincuentes treintañeros del barrio bilbaíno de Otxarkoaga, se complican la vida por un violento calentón en una partida de póquer.

Lola Ferroso, expresidenta de Castilla La Mancha, se complica la vida por estar en el punto de mira de la fiscalía anticorrupción y haber perdido la confianza de su partido.

La familia Gallo Corneja, de vacaciones en Benidorm, se complica la vida por culpa de la voraz abuela y de un hueso de codorniz.

Mateo Montero Jodorovitch, patriarca gitano y prestamista sin escrúpulos, se complica la vida por culpa de Los Pájaros.

Iris o Marina, que es puta, se complica la vida por su deuda con Mateo Montero Jodorovitch.

Ibrahim Berrechid, padre de familia numerosísima, se complica la vida en su interminable viaje desde París a Marruecos por ser un hombre temeroso de Dios preso de la lujuria.

El cura Picabea, párroco de infiesto, se complica la vida por sus mortales pecados y ser un paranoico.

Juana Garrido, directora de una sucursal bancaria de Albacete, se complica la vida de un modo fatal por un dolor insuperable.

Ladis, propietario de un perdido restaurante con motel de la estepa burgalesa, se complica la vida por ser un dipsómano, atraer la mala suerte y tener un loro que ya no le habla.

Y otros personajes también al límite se complican la vida entre ellos de diversos y nefastos modos durante ese fin de semana del mes de agosto en que toda España sufre una tremenda ola de calor.

Pájaros quemados es una sólida novela negra con abundante humor negro, sello habitual de la narrativa de Juan Bas. Un relato coral de historias que se cruzan a ritmo uniformemente acelerado por carreteras abrasadas por un sol que afloja aún más las tuercas de la fauna humana que las recorre.  

Reseña:

Agosto. Un calor sofocante. Algunas personas deciden iniciar un largo recorrido en coche por diversos motivos: para disfrutar de unas vacaciones en Benidorm en un apartamento más lejano de la playa de lo que anunciaba la publicidad; otros, para cruzar España desde París y reencontrarse con Alá en Marruecos; otros querrán también desaparecer a causa de unos clientes enfurecidos engañados por las preferentes; los hay que deben esconderse de un patriarca gitano que clama venganza por la muerte de un hijo. Pero hay más. Por algún motivo, hay gente que debe largarse y desaparecer ya. Y toman la carretera con ese calor y con ese asfalto que está ardiendo y que les nubla la poca razón que aún les queda. Son como pájaros quemados.

Pájaros quemados es la nueva novela de Juan Bas: una loca carrera en coche con un humor negro inquietante y una bien organizada trama gracias al cruce de personajes y de historias, donde el azar y la casualidad hará el resto. La trama transcurrirá en apenas 48 horas y todo convergerá en lugar llamado Cilleruelo, en la provincia de Burgos, en una pensión donde se cocina el mejor pollo frito.

Novela coral y con unos capítulos cortísimos, ésta es una ágil y adictiva novela negra que se leerá sin poder parar. (Mejor empezar la lectura en horario diurno para que no suceda lo que me ocurrió a mí que no pude parar hasta terminarla a las 4 de la madrugada). Dispone además de un humor muy cáustico y como si de un film de comedia negra se tratara -algunos capítulos nos recordarán mucho a una pareja de gánsteres del cine, uno de raza blanca y otro de raza negra, dentro de un Chevy Malibú 64 rojo-, los dos protagonistas principales, El Guapo y Don Calores se disputarán con el resto de protagonistas, una de la huída más delirante que habremos leído.

La crítica social estará siempre presente al igual que el narrador omnisciente que nos relatará en tercera persona el sinsentido de Papá GalloLola Ferroso, el cura Picabea o resto de personajes, todos ellos retratos de la certera realidad que nos rodea.

Una novela no sólo entretenida sino también irónica y punzante, que se nos pegará a las manos hasta que no la concluyamos gracias a un viaje alucinante.

Deja un comentario