Una lección de vida y muerte

una-lección-de-vida-y-muerteUna lección de vida y muerte. Belinda Bauer. Roca Editorial.

Belinda Bauer creció en Inglaterra y Sudáfrica y actualmente vive en Gales. Ha trabajado como periodista y guionista.

Su guión de The Locker Room ganó el Premio Carl Foreman/Bafta a la mejor guionista joven. Ganó el prestigioso Premio Gold Dagger de la Crime Writers’ Association con su primera novela, posicionándose como una de las autoras revelación del género en el Reino Unido.

Sinopsis

Ruby tiene diez años y vive en un pueblo del condado inglés de North Devon llamado Limeburn, un lugar en el bosque, hundido entre la colina y el mar y cercano a otro pueblo, Clovelly. Vive con su madre, Alison, y con su padre, John, que está en el paro.

Una serie de crímenes aterroriza la zona. Dos mujeres jóvenes han sido asesinadas. El asesino, antes de matarlas, las ha hecho que llamaran a sus padres para que estas oyeran los gritos desesperados de sus hijas. A cargo del caso está Calvin Bridge, un policía algo novato, y la inspectora jefe Kirsty King, una mujer serie y profesional. Sin embargo, algunos hombres de Clovelly, entre ellos John Trick, deciden tomarse la justicia por su cuenta y salir cada noche a las calles a la caza del culpable. Ruby acompaña a su padre en estas guardias, para poder pasar más tiempo con él mientras intentan encontrar al asesino… a no ser que este la atrape a ella primero. 

Reseña

En el condado de North Devon se están sucediendo unos terribles crímenes: un asesino hace desnudar a sus víctimas y las obliga a llamar a sus madres para decirles lo mucho que las quieren mientras éstas oyen los gritos desesperados de las chicas mientras mueren.

Por otro lado, Ruby, la protagonista indiscutible de Una lección de vida y muerte, es una niña de diez años que vive también en el condado, en un pueblo llamado Limeburn, y que tiene sus propios miedos: a no ser guapa, a estar gordita, al acoso de sus compañeros en el autobús escolar, al divorcio de sus padres, a que su padre -un hombre en el paro que dispone de un grupo de amigos apodados los Pistoleros que les apasiona el oeste y los vaqueros-, deje de quererla… Mientras, el asesino no descansará y la inspectora jefe Kirsty King junto a su ayudante Calvin Bridge, intentarán resolver el caso y atrapar al asesino. 

Una novela donde se recrea un tipo de asesinatos que tienen algo de cliché -llamar, grabar, etc., mientras el criminal va a asesinar a una chica joven,-, no sería una buena trama por estar bastante agotado el tema tanto en libro como en el cine pero, curiosamente, esta es una novela que engancha -y mucho-, por diversos motivos y se disfruta.

Y es que la protagonista, Ruby, de diez años, tiene mucho que decir en esta novela de Belinda Bauer. Su vida en una casa inhóspita y fría, el acoso escolar, su miedo al bosque y unos parajes sombríos y húmedos; el ambiente familiar con una madre que no está apenas en casa debido a que debe combinar distintos trabajos para mantener a la familia; un padre en el paro desde hace ya unos años y que se dedica a la pesca para subsistir… Todo el conjunto hará que se respire un ambiente hostil y oscuro gracias a una narrativa muy visual.

Era ya casi noviembre, el bosque estaba en su momento más angustiante, con hojas y semillas colgando y goteando agua de lluvia, y por mucho que subiera el volumen del televisor no conseguía amortiguar el sonido del roce contra la pared trasera de El Retiro, el exasperante chirrido de las ramas contra las ventanas, el crujido de las vigas, como los mástiles de una antigua nave. Los ratones arañaban y escarbaban detrás del húmedo enlucido […]. Las grandes arañas habían entrado a manadas y no se atrevía a sentarse en la alfombra, en la que se camuflaban a la perfección. 

La autora, durante toda la novela, consigue mantener al lector en vilo ya que le está avisando de que algo importante está sucediendo entre sus páginas. El suspense tiene una carga psicológica importante en Una lección de vida y muerte y, aunque no se escatima en algunos detalles jocosos de los protagonistas como puede ser, por ejemplo, el nombre con el que se bautiza al asesino -ET, por lo de llamar a casa-, o algunos detalles en la vida personal de otros personajes que nos harán sonreír en más de una ocasión, la tensión y la incertidumbre se palparán durante todo el libro.

El clímax, justo durante una fiesta en Limeburn -fiesta a la que Ruby lleva esperando mucho tiempo-, es un momento excelentemente logrado donde la angustia de lo que acontece, recordará a los grandes maestros del suspense por tener un punto terrorífico muy conseguido y el desenlace, muy visual y abrumador.

Belinda Bauer construye en Una lección de vida y muerte, un thriller muy digno y bien elaborado que, aunque con algunos peros, se leerá con fruición. 

Deja un comentario